¿Es tan fiero el león como lo pintan?

el

Hasta la fecha, la principal fuente de energía procede de los combustibles fósiles, como el petróleo, carbón, gas natural, etc. Entre los problemas que presentan cabe destacar:

  • Problemas de reservas, se predicen 70 años de reservas de petróleo.
  • Problemas de liberación de gases a la atmósfera, como el CO2, NOx, SOx, etc.

Pero podemos encontrar otras fuentes alternativas, como la energía solar, eólica y la basada en reacciones nucleares, en la cual nos vamos a centrar en este post.

En general, su producción ha ido aumentando a pesar de los accidentes que han ocurrido, como lo sucedido en Harrisbourg (U.S.A.), Chernóbil (Ucrania) y, el más reciente, en Fukushima (Japón).

Es cierto que han sido accidentes muy aparatosos, por eso y por otras razones hay población en contra de este tipo de energía. Pero…¿Es tan fiero el león como lo pintan? Iremos respondiendo a esta pregunta en diferentes post.

Vamos a comenzar conociendo de dónde proviene la energía nuclear.

La energía nuclear se obtiene de la energía, en forma de calor, que se libera en la estructura interna de los átomos. Se puede obtener mediante fisión o fusión nuclear.

Entre los dos procesos nombrados anteriormente la fisión nuclear es el más utilizado en la actualidad. Consiste en dividir un átomo pesado en dos átomos más ligeros. Para ello, se lanza un neutrón contra el átomo que se desea romper, como por ejemplo el uranio.

Al chocar el neutrón contra el átomo, este se divide en dos átomos diferentes y más ligeros desprendiendo, por ejemplo, 2 neutrones (el número de neutrones que se desprenden depende de los átomos obtenidos). Estos neutrones vuelven a chocar con otros átomos, liberando más neutrones, y así sucesivamente dando lugar a una reacción en cadena.

Debido a la cantidad de energía que se libera, este proceso se modera en las centrales nucleares, de manera que se produzca de manera lenta, evitando que el reactor se convierta en una bomba atómica.

Por otro lado, la fusión nuclear consiste en la unión de dos átomos ligeros, generalmente se emplea hidrógeno y sus isótopos, para formar un núcleo más pesado. Este proceso es el que ocurre de manera natural en la formación de las estrellas.

A día de hoy, aún no se emplea la fusión nuclear ya que se requiere una enorme cantidad de energía, de forma que las repulsiones eléctricas entre los elementos debe ser eliminada para que se unan, formando un núcleo más pesado y, además, liberando energía.

Proceso de fusión nuclear

Aunque se trata de un proceso complicado, se están llevando a cabo investigaciones para que algún día pueda emplearse en la producción de energía.

Ya sabemos cómo se produce la energía nuclear, y poco a poco iremos viendo como funcionan las centrales nucleares, que se hace con los residuos, etc. Así vosotros mismos podréis ir respondiendo a nuestra pregunta de la cabecera ¿Es tan fiero el león como lo pintan?

 

Fuentes

Energía-nuclear

Europapress

Educastur

Twenergy

Tecnun

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s